Todos los horarios
SOLOS

El héroe japonés que vivió en una selva por 28 años sin nunca rendirse

La Segunda Guerra Mundial ya había acabado en los campos de batalla, pero no para el japonés Shoichi Yokoi. Sin siquiera pensar en rendirse, vivió en una selva en Guam, en el Océano Pacífico, durante 28 años, hasta ser encontrado en 1972.

Al ser encontrado, inmediatamente se transformó en un héroe nacional japonés al relatar su dramática historia de supervivencia y la adhesión al código de no rendición del ex-Ejército Imperial. Sus primeras palabras, transmitidas en vivo, fueron: “Es con mucha vergüenza que regreso”. La frase se convirtió en un dicho popular.

Las hazañas de Yokoi en la selva fascinaron al país. Los japoneses, en pleno auge del "boom" industrial posguerra, estaban perplejos con cómo sobrevivió tanto tiempo a base de nueces, vainas, ranas, caracoles y ratones, y por cómo él tejió cortezas de árboles durante casi tres décadas para hacer ropa y otros utensilios.

Cuando fue encontrado, el soldado llevaba un par de pantalones de arpillera y una camisa que dijo que hizo con la corteza de un árbol. Fue repatriado a Japón un mes más tarde, cuando comenzó la vida en un país y un mundo que apenas conocía. En el mismo año de su regreso, dejó su agujero solitario para casarse y vivir en una casa, en la provincia de Aichi, con su nueva esposa Mihoko.

Nacido en Saori, el 31 de marzo de 1915, Yokoi fue convocado por el ejército en 1941 y enviado al nordeste Chino y, más tarde, a Guam. Japón ocupó la isla durante la guerra y la mayor parte de sus 22.000 soldados murieron cuando las tropas americanas recapturaron Guam en 1944. Luego de que la Guerra acabó, Yokoi temía que los cazadores locales pudieran matarlo. Por eso cada vez se adentró más en las profundidades de la selva, donde construyó un escondite subterráneo. Aún escondido, Yokoi sabía de la existencia de otros dos sobrevivientes. Ellos se encontraban en la selva, pero ambos murieron en 1964 en una inundación, dejando a Yokoi en completa soledad durante sus últimos 8 años en la selva.

De acuerdo con su biografía, este último período fue el más difícil. Su sobrino, Omi Hatashin, quien dedicó años en juntar los detalles de la historia de su tío, dice que él nunca consiguió adaptarse completamente a la sociedad japonesa moderna y visitó Guam varias veces más tarde. En 1977 fue el tema del exitoso documental “Yokoi and His Twenty-Eight Years of Secret Life on Guam” (Yokoi y Sus Veintiocho Años de Vida Secreta en Guam).

Su biografía y best seller, “Private Yokoi’s War and Life on Guam, 1944-1972”, fue publicada en inglés en 2009. También se postuló para un puesto en el parlamento japonés, pero no fue elegido. En su vida post-selva, el ex-soldado se transformó en una figura televisiva y ha realizado seminarios en todo el país. Yokoi murió de un ataque cardíaco a los 82 años, en Nagoia, el día 22 de septiembre de 1997.


Video:

 

Fuente: BBC

Imagen: AP